Un fragmento de “SANTINO”

Portada Santino

Su dolor, no soportar al humano.
¡Él hombre ha equivocado el camino, busca lo que no vale, mientras pierde lo valioso!
Con todas sus debilidades y tan primarios, tan egoístas y perversos, con la capacidad de daño inimaginable para si y toda especie sobre la tierra.
 La pregunta daba vueltas en su cabeza ¿por qué? Tenían todo para ser felices, pero su inteligencia fue destruyendo sus cabezas en lugar de fortalecer el vínculo interior logrando verdaderos avances, se dedicaron al afuera, comenzaron al revés y todo se volcó a su loca economía, la cual los pasea por los lugares más turbios que cualquier ser pueda padecer.
Esa economía que los hace arrastrarse hasta caer al fondo, tomando la mano de la maldad, transitando sus vidas en estado asqueroso por los hechos que cometieron para lograr poseer algo más.
 Inconformistas, ambiciosos del vacío que les deja un par de billetes, su maligno sistema los envuelve, atrapa su historia de vida.
 Son de una pobreza extrema, dañinos al máximo, son locos dominando este paraíso que se esfuerzan en destruir, se atreven a sentirse sabios, su soberbia los conduce una y otra vez a cometer los mismos errores, viendo la historia de la humanidad es notoria su maldad, la manera de repetir lo que ellos mismos denominan como erróneo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>